Sueros de Cepeda – Condenan al farmacéutico por estafar 250.000 euros al Sacyl con recetas falsas

Condenan al farmacéutico por estafar 250.000 euros al Sacyl con recetas falsas ( Diario de León – 19/04/2013 ).

Plagió la firma de un médico gallego para vender medicamentos de alto coste.

“Lo que no desvela la sentencia es cuántas recetas se llegaron a facturar desde el despacho de Sueros de Cepeda en los cerca de cuatro años en los que su titular acudió a esta práctica ni si la expedición de recetas falsas tenía o no una determinada cadencia en el tiempo”.

Fuente: Diario de León – M.A. Zamora / A. Domingo Redacción 19/04/2013

Dos años de prisión, inhabilitación para ejercer la profesión durante este periodo, una multa de 900 euros y el pago de una indemnización a Sanidad Castilla y León (Sacyl) de 250.000 euros es la pena dictada por la Sección Tercera de la Audiencia Provincial contra el farmacéutico de Sueros de Cepeda, al que considera autor de un delito continuado de falsedad en documento oficial en concurso con otro de estafa. El reo no ingresará en prisión al carecer de antecedentes penales.

La sentencia, fechada en 22 de febrero, se dicta de conformidad con el Ministerio Fiscal, la acusación particular (el letrado del Sacyl) y la defensa. Además, se impone el pago de las costas judiciales al acusado a excepción de las originadas por la acusación particular.

Los hechos que motivaron la sentencia se produjeron entre los años 2005 y 2009. A principios de mayo de este último, la Inspección de Farmacia de la Gerencia de Salud de las Áreas de León de Sacyl detectó «un alto número de recetas del Servicio Gallego de Salud (Sergas), dispensadas y facturadas» en la farmacia de Sueros de Cepeda, de la que es titular el condenado, se lee en la sentencia.

Desde la gerencia se inició entonces una investigación para conocer las razones de esta coincidencia, que concluyó que el farmacéutico rellenaba las recetas con los datos de un doctor del Sergas, del que poseía los datos necesarios para rellenar el boletín e imitaba su firma, «prescribiendo medicamentos de elevado coste a personas residentes en la comarca que ni padecían las dolencias a las que se destinaban los medicamentos ni los necesitaban ni habían acudido a consulta del referido médico», concluye la sentencia.

«Familiares y amigos»

También se considera probado que, además, el acusado «derivaba recetas de otros médicos de Atención Primaria del Sergas en las que se prescribían distintos medicamentos a familiares, amigos y conocidos suyos, que se facturaban también en la farmacia que regentaba», añade el fallo judicial.

El importe total defraudado al Sacyl asciende a 250.000 euros, de los que el acusado había pagado 200.000 a la Administración sanitaria para cuando se dictó la sentencia, circunstancia que concurre como «atenuante muy cualificada» en su favor, por reparación de los daños causados. Además, el reo ha adquirido el compromiso de devolver a la Administración los 50.000 euros restantes en el plazo de un año.

Lo que no desvela la sentencia es cuántas recetas se llegaron a facturar desde el despacho de Sueros de Cepeda en los cerca de cuatro años en los que su titular acudió a esta práctica ni si la expedición de recetas falsas tenía o no una determinada cadencia en el tiempo.

Al dictarse la sentencia de conformidad no fue necesaria la celebración de acto del juicio, procediéndose a dictar sentencia una vez que el acusado ratificó su acuerdo.

Facebook Comments

Comparte

Deja un comentario

shares
  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Instagran
  • YouTube
PATATA